Aldea

Aldea

La mayoría de los asentamientos son aldeas agrícolas, las cuales subsisten a base de cereales y carne, productos que comercian con los pueblos y ciudades cercanas. Los aldeanos se dedican a la producción de comida de una forma o de otra, ya sea atendiendo los campos, ayudando a aquellos que lo hacen, herrando caballos, tejiendo ropas, moliendo granos o en tareas similares.

Las aldeas surgen en zonas protegidas por los gobernantes locales, o en terrenos con una geografía defensivamente ventajosa, como junto a un río. Algunas aldeas abastecen y rodean a fortalezas o puestos militares, y otras se alzan velozmente en lugares donde se descubren recursos valiosos. Este tipo de aldeas alejadas suelen rodearse de una empalizada para protejerse de las amenzas exteriores. Sin embargo, a veces quedan aisladas completamente con el paso del tiempo, como cuando un reino es destruído.

La población de una aldea se encuentra esparcida por una gran extensión de tierra. Los granjeron viven en sus terrenos, que se ubican en torno al centro de la aldea. En el corazón de esta, se alzan agrupados un conjunto de edificios estándar: servicios esenciales, un mercado, uno o dos templos, algún tipo de centro social, y quizás una posada para los viajeros.

Población: hasta 1.000 habitantes.
Gobierno: un gobernante noble (normalmente no residente), con un funcionario designado (un corregidor o alguacil) que reside en la aldea, para resolver disputas y recaudar impuestos para el lord.
Defensa: empalizada; puede contar con una pequeña fuerza de soldados; de no ser así, la aldea depende de una milicia integrada por ellos mismos.
Comercio: los suministros básicos están disponibles con facilidad; posiblemente exista una posada; otros bienes pueden obtenerse de mercaderes con caravanas.
Organizaciones: uno o dos templos o santuarios, asociaciones de granjeros, y pocas o ninguna otra organización.

Aldea

Las Crónicas del Valle del Nentir sandman